LOS SI Y NO EN EL CUIDADO DE LA PIEL


¿Debemos utilizar protector solar durante el día, incluso si está nublado? ¿Exfoliar a diario es bueno? ¿Hay que usar una crema humectante diferente por la noche? El cuidado diario de la piel no tiene porqué ser complicado. La Dra. Cheryl Karcher, Dermatóloga Certificado y Consultor Global para Avon, comparte sus consejos para que luzcas una piel sana, joven y radiante. 





Hoy quiero compartir con ustedes esta nota mas que interesante que me mandaron desde Avon, y que me resulto muy util! 
Que les parece si vamos a leerla??? El dato, subraye lo que me parece de mayor relevancia!

LOS SÍ Y LOS NO DURANTE EL DÍA
Uno de los aspectos esenciales de un buen cuidado de la piel, es protegerla durante el día, no importan la época del año. Consejos para lograr la máxima protección.

SI: al uso de protector solar
Usá un protector solar con FPS 30 como mínimo por su capacidad de protección contra los rayos UVA y UVB. Los rayos UVB causan quemaduras y cáncer de piel, mientras que los rayos UVA son responsables del bronceado y envejecimiento de la piel (también se asocian al cáncer de piel). La Línea Anew Solar Advance es ideal para protegerte y revertir el daño de las células de la piel causada por la exposición solar. Cuanto más alto es el FPS de tu protector solar, más alta es la protección contra los rayos UVA y UVB. Debemos usarlo incluso en invierno ya que los efectos dañinos continñuan durante la etapa invernal.

NO: al sol como fuente de vitamina D
Mantenerse lejos del sol es una de las mejores formas de evitar el envejecimiento de la piel. Los suplementos de vitamina D se encuentran disponibles en cualquier farmacia y pueden proveerte la cantidad de esta crucial vitamina que tu cuerpo necesita diariamente; es falso el mito que indica que necesitas los rayos del sol por razones nutricionales.
El envejecimiento de la piel es como el aumento de peso: la manera más fácil de perder peso es no aumentarlo. El método antiedad más simple es no permitirte, en primer lugar, lucir una piel realmente envejecida, lo cual significa utilizar protector solar y mantenerte fuera del sol.

SI: a la protección de tus ojos
Usar anteojos de sol resistente a los rayos UV puede ayudarte a proteger tus ojos y rostro cuando no podés evitar la exposición nociva al sol. Utilizar anteojos de sol también ayuda a no fruncir el ceño excesivamente, lo que puede causar arrugas. 

NO: a la deshidratación
Si has consumido grandes cantidades de café, té o alcohol durante el día, asegurate de rehidratarte con agua. Se sabe que la cafeína y el alcohol son diuréticos al consumirlos en grandes cantidades, lo que hace que tu cuerpo se deshidrate, abriendo así la puerta al daño de los radicales libres. 

LOS SÍ Y LOS NO DURANTE LA NOCHE
El principal objetivo del régimen para tu piel durante la noche debería ser reparar y restaurar. Dos simples reglas a seguir antes de acostarte para obtener lo mejor de tu descanso.

SI: a la hora de utilizar antioxidantes
Los radicales libres son sustancias nocivas que pueden atacar las células de la piel. Los antioxidantes como la granada, el resveratrol, las vitaminas C y E pueden contribuir a aplacar o destruir los radicales libres. Muchos productos tópicos para el cuidado de la piel contienen antioxidantes, como los diversos productos de la línea especializada antiedad Anew de Avon.

NO: al uso de protector solar durante la noche
Sorprendentemente, existen en el mercado productos para el cuidado nocturno de la piel que contienen FPS. No hay ninguna razón para utilizar un producto que contenga ningún grado de protección solar durante la noche. El protector solar puede obstruir los poros durante la noche, trabajando en contra del proceso de restauración de la piel y la acción de los tratamientos específicos. 

LOS SÍ Y LOS NO PARA TODO MOMENTO
Un buen cuidado de la piel es una labor constante. Afortunadamente, es fácil de lograr si tenés en mente las siguientes pautas.

SI: a la constancia
Pueden transcurrir unas cuatro a seis semanas de uso constante de un producto para el cuidado de la piel para que puedas decidir si te agradan los resultados o no. Utilizar una crema por un solo día o una semana y cambiar de productos sin ninguna lógica puede ser contraproducente en tu búsqueda de un régimen de cuidado de la piel apropiado para vos.
Cuanto más tiempo utilices un producto, más tiempo tendrá para actuar, derribando el mito que indica que la piel se vuelve resistente o se acostumbra a ciertos períodos luego de un determinado tiempo.
NO: a la resequedad de tu piel
Igual que cuando te deshidratás, al dejar que tu piel se reseque debilitás las barreras de la piel, permitiendo el paso al daño de los radicales libres y al envejecimiento. Es importante utilizar humectantes regularmente para rehidratar y ayudar a proteger tu piel. 

SI: Despedite del cigarrillo
La Academia Americana de Dermatología (American Academy of Dermatology) advierte que los fumadores exponen su piel a toxinas que pueden acelerar los efectos del envejecimiento. La nicotina causa el estrechamiento de los vasos sanguíneos en las capas superficiales de tu piel, privando a la piel de oxígeno y nutrientes. El tabaco contiene miles de otros químicos y constituye también una amenaza al colágeno y a la elastina de las células de tu piel, dos proteínas esenciales para mantenerla sana. El daño proveniente de esos químicos puede causar el envejecimiento prematuro de la piel. 

NO: exagerar
Uno de los mayores problemas de las personas es que hacen cosas de más. Especialmente los jóvenes, que suelen pensar que limpiar la piel obsesivamente puede prevenir el acné y que embadurnarse con crema hidratante evitará las arrugas. Pero lo cierto es que la exageración puede jugar en contra de otras medidas de protección y restauración que puedas tomar en el cuidado de tu piel a diario. Exfoliar y frotar muy fuerte puede comprometer las barreras que posee la piel, haciéndola más susceptible al daño. Utilizar demasiada crema hidratante puede obstruir los poros e inhibir la efectividad de otras cremas o sérums que puedas estar utilizando al mismo tiempo. 

¿En conclusión? Protege, restaura y repara y estarás en camino a un mejor futuro para tu piel. 


Asesoró: Dra. Cheryl Karcher, Dermatóloga Certificado y Consultor Global para Avon

Comentarios

  1. Consejos simples y acertados, muy buen post!
    Yo debo confesar que olvido el protector solar de día, y debería incorporarlo. En verano estuve siempre con factor 50; pero al llegar a la ciudad lo abandoné...
    BEsitos, FELIZ DÏA DEL TRABAJADOR!!!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Espero tus comentarios, dudas y preguntas!