OTRA DE DIETAS!




Muchas veces escribo en el blog sobre la belleza pero esa que nos sale de adentro hacia fuera. Hoy vuelvo a tocar ese tema aunque desde otro punto de vista, desde el ángulo de la salud y la nutrición, a pedido de quienes les gusto tanto la semana pasada la nota sobre alimentacion. Es muy importante comer sano, mucho mas de lo que habitualmente nos creemos. No es cuestión de modas, ni de dietas, la cosa es mucho mas seria. Alimentarnos bien, es importante para nuestra belleza y para nuestro bienestar en general.


Cuando nos ponemos en dieta, lo primero que sacamos son los hidratos de carbono y las grasas. Solemos jurarnos a nosotras mismas que vamos a comer solamente frutas y verduras y a los pocos días, generalmente se fracasa en el intento.

Error numero uno: “empezar una dieta” no deberíamos empezar una dieta , si no tomar la decisión de cambiar nuestros hábitos, una tarea que es mas compleja, pero mas a largo plazo.

Cuando uno comienza una dieta, es como que empieza lo prohibido, como que es un castigo y al final cuando con todo el sacrificio logramos bajar, en pocos meses vamos recuperando, obvio, esto pasa cuando los hábitos vuelven a ser los mismos.

Error Número Dos: sacarnos todo lo que nos gusta.



La verdadera clave esta en tomar conciencia que un cambio de hábitos en la alimentación va a traernos un mayor bienestar, mayor belleza y además, vamos a bajar esos kilos demás sin sacrificio.

Te propongo como primer paso que vayas al medico, es fundamental que realices un chequeo que sirva como punto de partida, sobre si tenes alguna carencia en tu organismo, de algún mineral, por ejemplo.

Después empeza a pensar tu nueva vida. Existen miles de sitios que te proponen vida sana, revistas, o sino podes acudir a una Nutricionista que te vaya orientando.

Lo mas fácil por hacer es que empieces haciendo una lista de los logros que anhelas. Por ejemplo, bajar de peso, tener una piel más bonita, un pelo mas brillante, estar con mas energía, vos sabrás que queres lograr. Anótalos en la lista.

Después, anota los malos hábitos que tenes, que atentan contra tus objetivos. Por ejemplo, fumar, comer fritos, no hacer actividad física, comer comida chatarra…. Una vez que los tengas individualizados, propone una pequeña y posible acción para erradicarlos, por ejemplo: Caminar unas cuadras antes de tu trabajo, reemplazar un alfajor por una manzana, cosas simples pero concretas.

LO ideal seria que elimines las frituras, que te lleves una vianda sana a tu trabajo. Incorpora mas frutas y verduras a tu dieta y elimina las golosinas. Empeza de a poco, pero empeza. En poco tiempo vas a ser otra, y sobre todo tus logros serán perdurables.

Tu piel y tu cuerpo van a estar agradecidos.

Comentarios

  1. Tal cual! mas vale ir más despacio y comer un poco de todo -en dosis moderadas- que matarse de hambre y abandonar ante la abstinencia de lo que nos gusta. Yo suelo comer muy sano entre semana y los findes, me doy gustitos... así, si! diría la Sra., ja!
    Besitos:>

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Espero tus comentarios, dudas y preguntas!